• JORGE RODRIGUEZ MOLINA

GOBIERNO Y ARQUITECTURA EMPRESARIAL, base y motor para las organizaciones.

#ArquitecturaEmpresarial #GobiernoCorporativo #consultoriaempresarial #decisionesasertivas #evolucionorganizacional #desarrollodecapacidades #gestionempresarial #accionesdemejora

En nuestra entrada anterior : EVOLUCIÓN Y COMPLEJIDAD ORGANIZACIONAL, EL GRAN RETO , presentamos una breve introducción a nuestro Modelo Octogonal para la Evolución Organizacional (MOEO), el cual sirve de orientación para determinar y mantener el rumbo sobre la ruta co-evolutiva.


Dicho modelo lo hemos utilizado para optimizar y aportar a los modelos de negocio, operativos y al desarrollo de las capacidades empresariales, y así armonizar sus elementos clave y potenciar los beneficios que ofrecen, dentro de un marco de aplicación en torno a la organización.

En este artículo revisaremos el componente de Gobierno y Arquitectura Empresarial, el cual actúa como un molde que orquesta dinámicamente las piezas del modelo operativo según cambie la visión estratégica. A través de esta capacidad es posible realizar el reconocimiento y entendimiento de las diferentes dimensiones del modelo operativo actual de la organización.


Ello, por medio del reconocimiento de sus elementos y relaciones, brindando una base clara, objetiva y medible de la realidad operativa, sobre la cual es posible conducir las acciones de mejora y transformación, permitiendo tener mayor certeza del impacto que tendrán a partir de una base de diseño confiable.


Con base en la Arquitectura, se traza un camino claro que permite desarrollar las capacidades de negocio necesarias para alcanzar las directrices estratégicas, manteniendo una visión integral de la realidad organizacional.

Por su parte, el Gobierno Empresarial establece el sistema por medio del cual se dirige y controla el uso actual y futuro de los recursos del modelo operativo, estableciendo y evaluando los planes para su disposición.


El Gobierno también define los mecanismos para monitorear su utilización frente a los planes establecidos, así como las atribuciones, derechos y responsabilidades en la toma de decisiones; los principios de control y ámbitos de acción, así como las prácticas y mecanismos para atender y administrar las expectativas de los grupos de interés.


Para hacer el diseño óptimo de un programa evolutivo debemos entonces planearlo en diferentes etapas, definidas de acuerdo a los horizontes de planeación estratégica. Estas etapas son representadas por estados transitorios de las diferentes dimensiones de la arquitectura del modelo operativo.


En este punto, cabe destacar que los horizontes de planeación deben ser congruentes con el nivel de dinamismo del entorno en el que la organización realiza el valor de su modelo de negocio.


En tanto que las acciones dentro de estos horizontes deben estar orientadas al desarrollo de las capacidades de negocio necesarias para alcanzar los diferentes estados transitorios establecidos. De esta forma, aseguramos que las acciones a realizar responderán siempre a los objetivos estratégicos y a la ruta evolutiva establecida.


Gobernar bajo un enfoque arquitectónico permite entonces a las Organizaciones:


A) Identificar plenamente las brechas entre la situación actual y el siguiente estado deseado,

B) Reaccionar de manera ágil y flexible a los cambios en el entorno,

C) Replantear el rumbo y

D) Mantener una evolución ordenada a lo largo de las dimensiones del modelo operativo.


De tal forma, la arquitectura empresarial provee de una carta de navegación confiable, a través de la cual es posible trazar la ruta de acciones de mejora y transformación de la organización.


Sí retomamos la metáfora de que la organización es un navío recorriendo el infinito mar, podemos decir que el gobierno actúa como el timón del barco, brindando dirección a la realización de estas acciones de cambio; timoneando a lo largo del modelo operativo y adaptándose de acuerdo a las condiciones del entorno, con la finalidad de mantener el rumbo establecido. Así, estas capacidades en su conjunto permiten mantener pleno control del programa evolutivo.


De acuerdo a lo anterior podemos resumir que el gobierno y la arquitectura empresarial nos permiten tener una mejor actuación con decisiones asertivas, administrar la complejidad y relaciones de la organización consigo misma y su entorno.

Esperamos que te haya gustado esta nueva entrada. Si requieres de alguna asesoría o tienes comentarios no dudes en contactarnos, te invitamos a visitar nuestro blog, en donde continuaremos analizando el Modelo Octogonal para la Evolución Organizacional y cada una de sus dimensiones.


Somos Txool Co Evolución, Consultoría y Profesionalización Empresarial.

Especialización aplicada con visión integral y enfoque práctico.

|        Copyright 2020©  Portal Corporativo  Todos los derechos reservados